Seleccionar página

Progresivamente todos los fabricantes de coches se van incorporando al mundo del coche eléctrico como previsible alternativa a los motores de combustión. Skoda entra este año en la lucha por este segmento de los eléctricos con uno urbano y un sedán híbrido. Al mismo tiempo anuncia sus planes para el 2021 con la presentación de otros dos modelos.

Los modelos eléctricos de Skoda en 2019

El Citigo a la vanguardia

Como vanguardia del desembarco en el mercado de los coches eléctricos el fabricante ha apostado por un modelo compacto y urbano capaz de saltar por encima de todas las restricciones.

Este modelo, que ya contaba con una motorización de gas natural, incorporará en su nueva versión una motorización eléctrica que aseguran que tendrá una autonomía de 300 Km. Casi el doble que el modelo de Volkswagen e-Up, que incorpora el mismo motor y que seguramente aumentará también su autonomía con nuevas baterías. El tercer vehículo del grupo que competiría en este segmento sería el futuro Seat Mii.

Comparte motor, por tanto, con estos dos modelos. Un eléctrico de 65 Kw que rinde 82 Cv y que alcanza una velocidad de 130 km por hora con un par motor de 210 Nm.

El lanzamiento está previsto para finales de este año.

El híbrido Superb

El segundo modelo es una berlina de propulsión híbrida que tendrá unos 70 km de autonomía en modo eléctrico. La versión híbrida del modelo Superb, tanto en su versión estándar como familiar, utilizará el mismo propulsor que el VW Passat GTE. Ampliará la capacidad de las baterías para incrementar la autonomía respecto a este modelo. El conjunto brindará una potencia de 215 Cv.

Los nuevos modelos de Octavia híbridos

Los planes iniciales de lanzamiento solo apuntaban como una posibilidad la incorporación de motorizaciones híbridas en la gama Ocatavia. Pero la marca ya ha anunciado que para el Salón del Automóvil de Frankfurt en septiembre presentarán dos versiones híbridas en los nuevos modelos de esta línea.

Una de las motorizaciones será un híbrido enchufable, que incorpora la misma solución mecánica que el Superb, con una autonomía de 64 Km y sobre la otra se habla de una versión híbrida suave de 48 voltios.

Los planes de futuro en eléctricos

El fabricante quiere llegar a 2025 con un total de diez modelos enchufables de los que cinco serán exclusivamente eléctricos. Estarán desarrollados sobre la plataforma MBE del grupo. Para ello ya han anunciado la incorporación de dos nuevos modelos en 2021. Un modelo cupé y un SUV.

La apuesta de Skoda por los coches eléctricos está definida y perfectamente planificada. En los próximos años asistiremos a la incorporación progresiva de estos modelos, eléctricos e híbridos, en los que el fabricante comparte la plataforma MBE con las otras marcas del grupo, Seat y Volkswagen.