Seleccionar página

El Salón de Ginebra siempre es uno de los más esperados para nosotros, los apasionados del mundo del automóvil. Y no es para menos, ya que siempre viene cargado de novedades muy jugosas.

Esta edición parecía ir enfocada a una evolución natural, en la que se deberían fusionar las tendencias actuales que imperan: los SUV y los vehículos eléctricos. Parece que así ha sido.

Vehículos del futuro

Este año, se presentan automóviles con un formato de carrocerías más altas y voluminosas, señal inequívoca de la apuesta por el espacio de los SUV, y mecánicas que apuestan por la electricidad y ocupan menos lugar que las térmicas.

Son coches dotados de la última tecnología digital y conectividad total, preparados para el paso futuro de ser manejados sin conductor y cuyos interiores son diáfanos y amplios.

En este Salón de Ginebra, hemos conocido detalles de coches autoguiados por la ciudad, como el Volkswagen Sedric, que se tiene previsto que comience a circular en unos siete u ocho años y será capaz de adaptar su recorrido según las zonas por las que circule.

Otra novedad curiosa es la fabricación de un poste móvil, que irá hasta los vehículos eléctricos, para recargarlos; y no al contrario, como ahora. Un gran avance, teniendo en cuenta que puedes dejar el coche aparcado y el poste irá a cargarlo mientras tú vuelves.

El grupo VAG, como siempre, a la cabeza

El fabricante alemán se presenta en Ginebra, una vez más, con vehículos y prototipos que apuestan por el diseño y futuro. En esta edición, habrás podido ver algunos modelos únicos, como los siguientes:

El espectacular Volkswagen ID Vizzion

Con un diseño muy evolucionado y conducción autónoma de nivel 5, este coche 100 % eléctrico cuenta con un motor para cada eje, genera una potencia total de 225 kW, acelera de 0 a 100 en 6,3 segundos y es capaz de llegar a 180 km/h. Su autonomía es de 665 kilómetros, gracias a su batería de 111 kW/h.

Jürgen Stackmann nos presenta lo más destacado de Volkswagen.

Un Skoda diferente: el Vision X

EL Skoda 100% híbrido es una de las sensaciones del Salón. Es el primer SUV Skoda que monta un motor híbrido de gasolina y gas natural comprimido, además del motor eléctrico. Un diseño moderno, con 380 litros de maletero y una autonomía de 650 km y que presenta un interior de estilo deportivo.

El flamante Audi A6

Inspirado en el Audi A7 Sportback y el Audi A8, la berlina de Audi conoce ya su octava generación. Su aspecto exterior no supone una excesiva ruptura con lo anterior, pero sí aumenta sus dimensiones, incorpora un maletero de 530 litros y la última tecnología aplicada al automóvil y se comercializa en tres motores diésel y uno gasolina.